COLUMNAS:

Buscar columnas:

Ingrese un criterio de búsqueda:


Temas Expansiva UDP


Columnas

Los nuevos chilenos

Pablo Allard

Publicada el: 16/09/2008


La Tercera, domingo 14 de septiembre de 2008

Sorprendentes parecen las estimaciones de crecimiento de población que presentó el INE, donde se confirma la tendencia de pérdida de población de áreas centrales y el crecimiento expansivo hacia la periferia. En esas proyecciones destaca Maipú como la comuna que concentrará mayor población en el país, superando a Puente Alto, que en los 90 encarnó el fenómeno de crecimiento y que hasta hoy sigue como la más poblada de Chile.

Las proyecciones de población hay que interpretarlas como eso y no predicciones, ya que las variables demográficas son dinámicas y es recomendable contrastarlas con la capacidad de las comunas para absorber dichas demandas en cuanto a terrenos disponibles y tipos de edificaciones que se proyectan a futuro. Un estudio realizado en 2007 por el Observatorio de Ciudades de la UC ajustaba las proyecciones demográficas al número de proyectos en venta y permisos de edificación vigentes o solicitados en esas comunas (lo que representa la oferta inmobiliaria para al menos unos cinco años).

De los resultado globales, Puente Alto apareció como la comuna con la mayor cantidad de permisos de edificación aprobados durante el periodo de estudio (149), seguida por Maipú (74) y Pudahuel (60). En este contexto, la primera de ellas representaba el 29% del universo de permisos de edificación catastrados en terreno, Maipú 14,5% y Pudahuel 11,7%. En términos de números de viviendas u hogares nuevos que se construirán en los próximos años, las comunas con mayor número de unidades seguían siendo Puente Alto, con 20.076, Maipú (18.417) y Quilicura (11.287).

Ese análisis fortalece el argumento de que Maipú y Puente alto se consolidan como las comunas más populosas del país –verdaderas “ciudades dentro de la ciudad”-, cuya autonomía consolidará el fortalecimiento de subcentros de servicios y comercio que reducirán la dependencia con Santiago Centro.

Por otro lado, Maipú tiene la ventaja de contar hoy con una conectividad privilegiada, gracias a la ruta 78 y Vespucio Sur, el corredor segregado de Transantiago por Pajaritos (uno de los pocos cuyas velocidades de servicio superan los 20km/h con que se diseñó el plan). A estos atributos de conectividad se suma la construcción de la extensión de la Línea 5 del metro y la eventual relicitación del tren de cercanía Santiago-Melipilla.

Todos estos atributos de conectividad posicionan a Maipú como un gran subcentro de servicios para el corredor de desarrollo surponiente (Santiago-Peñaflor-Talagante-Melipilla), lo que se suma a una de las principales virtudes de la comuna, cual es su fuerte identidad como una comuna de clase media, con una historia que la posiciona en el imaginario de la chilenidad. Por último, su imagen no ha sufrido los injustos estigmas que la prensa ha querido darles a otras comunas que aún no cuentan con la oferta de infraestructura de movilidad y conectividad. Todos estos atributos se presentan como ventajas competitivas que posicionan a Maipú como uno de los referentes de la ciudad de los nuevos chilenos.



Publicaciones relacionadas:




Columnas relacionadas:




Videos relacionados:




Audios relacionados:




Perspectivas relacionadas: